También amenazan la soberanía de sus territorios|Centroamérica: Marines de EE.UU amenazan la democracia

El Departamento de Defensa de los Estados Unidos (EE.UU.), conocido también como El Pentágono, tomó la decisión de enviar a 280 marines a distintos países de América Central, lo que representa una amenaza para la democracia y la independencia en Latinoamérica, según opinó el profesor norteamericano James Petras.

Petras aseguró que “esta medida de Washington representa una injerencia para las políticas independentistas claves en América Latina durante los últimos 15 años, pues las maniobras militares que realizan los efectivos del Cuerpo de Infantería de Marina de EE.UU en el ámbito mundial son inquietantes y siempre buscan violar la soberanía”.

Petras aseguró que los soldados norteamericanos no se instalan en América Latina para ofrecer ayuda humanitaria, sino que son fuerzas especiales que permanecen ejercitándose para actuar en caso de operaciones de contra-insurgencia.

Petras aseguró que los soldados norteamericanos no se instalan en América Latina para ofrecer ayuda humanitaria, sino que son fuerzas especiales que permanecen ejercitándose para actuar en caso de operaciones de contra-insurgencia.

Vale destacar que EE.UU participó directamente en el estallido militar de Honduras, contra el presidente elegido democráticamente, Manuel Zelaya, durante junio de 2009, hecho que admitió la exsecretaria de Estado del Gobierno norteamericano, Hillary Clinton.

De acuerdo con el catedrático, ésa política y estrategia se aplica en el Oriente Medio, con la asistencia de Washington a Arabia Saudí en los ataques contra Yemen, al tiempo que EE.UU negocia diplomáticamente con Irán.

“Creo que esta medida de Washington es una amenaza para las políticas democráticas e independientes de América Latina”, dijo.

T/ TeleSur
F/ Archivo

2 comentarios

Haz clic aquí para hacer un comentario
  • Estos individuos norteamericanos son trabajados por su gobierno de manera tal que les lavan el cerebro para convertirlos en auténticos mercenarios al servicio de un gobierno que se sustenta principalmente del narcotráfico a nivel mundial y de la venta de armas de destrucción masiva