Por Roy Daza| Chávez y la paz en Colombia (Opinión)

Cuando el comandante Hugo Chávez le propuso a Andrés Pastrana, para ese entonces presidente de Colombia, que quería ir al Caguán, donde se realizaban las reuniones entre el Gobierno y la guerrilla de las FARC en procura de la paz, la respuesta fue que no podía ir, por razones de seguridad.

Un poco después, una inteligente periodista le pregunta: ¿qué le diría usted al comandante Marulanda si se entrevistara con él? Sin que mediara un segundo le respondió: “viejo, vamos a colocar las armas a un lado y vamos a sentarnos a hacer política”.

A alguna gente en la izquierda no le gustó esta afirmación de Chávez, sobre todo, a aquellos que hicieron de la forma de lucha guerrillera un dogma.

La realidad es que las FARC están a punto de firmar un acuerdo de paz con el presidente Juan Manuel Santos, y que Chávez tuvo razón.

Más adelante, en la Asamblea Nacional (AN), propuso Chávez a los cuatro vientos que se reconociera la beligerancia de las FAR y del ELN, para que fuesen posibles las conversaciones de paz.

La derecha, en Colombia y en todo el continente lo atacó de mil maneras. Lo cierto es que todas las instituciones del Estado hoy reconocen la beligerancia de las FARC y están a punto de iniciarse los diálogos con el ELN.

Fue enfático también el comandante Chávez en señalar que no declararía a la guerrilla de “terrorista”, la campaña de la derecha aquí y en el exterior no se hizo esperar.

En este momento el presidente Santos está solicitando al Gobierno de Estados Unidos que excluya a las FARC de la lista de organizaciones terroristas, en la que nunca ha debido estar. Otra vez, Chávez tuvo razón.

Algunos dicen que el fin del conflicto armado no significa la paz y es cierto. La paz, en definitiva, la construirá el pueblo colombiano, que nunca olvidará la visión de futuro de Chávez y su amor por Colombia.

dazaroy@gmail.com

Agregar comentario

Haz clic aquí para hacer un comentario