Falleció hace 83 años|Clara Zetkin simboliza la lucha por los derechos de la mujer y el socialismo

El 20 de junio de 1933 falleció Clara Zetkin, dirigente del socialismo alemán y abanderada de las luchas por los derechos de la mujer en el mundo moderno. Habiendo nacido en Weiderau (Sajonia) en 1857, Clara se afilió con 17 años al Partido Socialista de los Trabajadores. En la penúltima década del siglo XIX, exiliada en París, participó activamente en la creación de la II Internacional. Liderará con Rosa Luxemburgo y Carlos Liebnecht la Liga de los Espartaquistas, de claro perfil marxista y en defensa de los derechos del proletariado y la igualdad de la mujer ante el hombre.

LIBERACIÓN DE LA MUJER

Muchos de los derechos civiles de que hoy disfruta la mujer en el mundo, consagrados en constituciones incluso de perfil liberal, como el derecho al sufragio, la igualdad jurídica y el derecho al trabajo y su extensión a la mujer, se debe a los reclamos y movilizaciones que encabezaran lideresas como Clara Zetkin. Así en 1907 Clara y otras 56 delegadas fundan la Internacional Socialista de Mujeres. En 2010, durante el II Encuentro de la organización, se propuso establecer un Día Mundial de la Mujer, que empezó a celebrarse al año siguiente. Así, Zetkin escribe “… Cuando el proletario dice ‘Mi mujer’, entiende: ‘La compañera de mis ideales, de mis luchas, la educadora de mis hijos para las batallas del futuro’, equiparándola como ‘la mujer proletaria’…”.

PRIMERA GUERRA MUNDIAL

Adversa, como todo marxista, a las contiendas que expresan la querella interimperialista, como la I Guerra Mundial, Zetkin organizó “una conferencia internacional de mujeres socialistas contra la guerra en Berlín en 1905”. Por ello y sus opiniones sería arrestada en varias ocasiones por el Gobierno alemán que propiciaba la expansión territorial y colonial por vías armadas. En todo caso, tras la derrota de Alemania en la Gran Guerra (1914/1918) Zetkin, quien conocía a Vladimir Lenin de años anteriores, se acerca a la recién constituida República de los Soviets (consejos de obreros, campesinos y soldados), y se adentra en las tareas de la Internacional Socialista.

ACTUACIÓN

Zetkin era mujer de acción y pensamiento en grado eminente: a la par que organizaba a las mujeres, sindicatos y participaba políticamente en los núcleos revolucionarios de perfil marxista, dictaba conferencias, estaba al frente de periódicos y escribía ensayos que eran leídos con interés, tanto por seguidores socialistas como por interesados en temas políticos o de igualdad del hombre y la mujer. Hasta el final de sus días mantuvo este doble empeño en la teoría y la acción. En 1932, ejerciendo la Presidencia del Reichtang (Parlamento alemán) hizo ardoroso llamado a enfrentar el nazismo, amenaza inminente para su patria.

Sin embargo, habiendo accedido al poder Adolfo Hitler en enero de 1933, ya en funciones de canciller alemán, hace incendiar el edificio del Reichang y echa la culpa a los comunistas, iniciándose una feroz persecución sobre estos para recluirlos a campos de concentración. Clara, con 76 años se exilió, viajando a la URSS. Moriría cuatro meses, sería enterrada en Moscú.

T/Néstor Rivero