Inicio » Avances, Comunicación y Cultura

En el último día del Festival de la Lectura Chacao

Rosana Faría y Linsabel Noguera ofrecieron consejos para seleccionar libros infantiles

11 mayo 2015 | Haga un comentario

Al promover las letras entre las consentidas y los consentidos del hogar, lo primero es que las adultas y los adultos den el ejemplo

Linsabel Noguera

La reconocida ilustradora de libros infantiles Rosana Faría y la promotora de lectura Linsabel Noguera, ofrecieron ayer la conferencia Criterios intangibles para seleccionar un libro para niñas y niños. La actividad se realizó como parte de la programación del último día del Festival de la Lectura Chacao, en la plaza Francia.

“Hay que tener en cuenta que no todos los niños son iguales y aunque haya un estándar de la evolución del niño, cada uno tiene gustos distintos, son personas y tienen su propia personalidad”, que debe ser respetada por las adultas y los adultos, aclaró de entrada Noguera.

La promotora de lectura resaltó que la literatura infantil y juvenil ofrece oportunidades para “vincularse” con las consentidas y los consentidos del hogar, especialmente de “reconocernos” mediante las historias escritas especialmente para el público más joven. Es por esta razón, que hay que verificar qué temas o cuentos pueden resultar atractivos para la lectura de las niñas y los niños.

Rosana Faría mencionó el trabajo de promoción de letras en la infancia que ha hecho durante más de cinco décadas el Banco del Libro, que ha publicado herramientas como El libro álbum: invención y evolución de un género para niños y Leer y mirar el libro álbum: ¿un género en construcción?, que se consiguen en la sede de la organización y que permiten aumentar los conocimientos sobre la literatura infantil y sus públicos.

EL EJEMPLO

Noguera recordó que a la hora de incentivar la lectura en las niñas y los niños, lo primero que debe hacer la adulta o el adulto es revisarse y saber si da ejemplo con su comportamiento como lectora o lector.

“Todo se enseña con el ejemplo. En cuanto las niñas y los niños vean lo que hacemos, ellos lo harán. Si no nos ven leyendo nunca ¿Cómo vamos a querer que lean? O si les regalamos un libro que no tiene que ver con nada de lo que les interesa”, insistió.

Linsabel Noguera destacó que la oferta editorial para la infancia y la juventud es muy amplia y variada, y que se debe evaluar desde “libros de auto ayuda para niños, libros de consumo (esos que tiene calcomanías, brillitos, escarcha y a los tres días se olvidan) y los que se convierten en clásicos”.

La ilustradora resaltó el trabajo con los “clásicos” que ha realizado Ekaré desde su primeras publicaciones hechas en Venezuela, por plumas venezolanas para niñas y niños de la patria de Bolívar; como La calle es libre, una historia de niños caraqueños que luchan y hacen valer sus derechos para tener un espacio, un parque, para jugar.

Noguera describió que las publicaciones para infantes no deben tener menor calidad que los textos para adultas y adultas, pero si un lenguaje apropiado, con palabras más sencillas, además de un formato adecuado e ilustraciones que sean atractivas.

T/ Várvara Rangel Hill
F/ Girman Bracamonte
Caracas

Haga un comentario.

Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten.
El Correo del Orinoco no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicar aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. No se permitirá la inclusión de números telefónicos, los mismos serán eliminados por su propia seguridad. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos.

Caracteres restantes: 1000