Este lunes|Decretan alerta para fuerzas armadas ucranianas

El ministro interino de Defensa Igor Tejniuj aseguró este lunes que el comandante en jefe de las Fuerzas Armadas de Ucrania, Alexander Turchínov, ordenó a las tropas ocupar los polígonos para iniciar ejercicios militares.

Dispuso poner en estado de alerta las unidades castrenses y enviarlas hacia los polígonos para realizar los simulacros con el objetivo de comprobar la capacidad combativa de las Fuerzas Armadas de Ucrania, afirmó el titular provisional en declaraciones a la televisión.

Buscamos arreglar la situación del país por la vía diplomática, dijo Tejniuj al aclarar la posición de los gobernantes impuestos en Kiev tras el derrocamiento del presidente electo Víktor Yanukóvich sin una moción de censura y mediante el incumplimiento del acuerdo del 21 de febrero pasado.

Con Alemania, Francia y Polonia como países garantes, el entendimiento firmado por Yanukóvich y líderes de la oposición establecía retirar del centro de Kiev las fuerzas de seguridad y la tropa de choque armada encabezada por los neofascistas de Maidán (Independencia), plaza en torno a la cual se reunían.

Incluía la formación de un gobierno de coalición nacional e iniciar un proceso de reforma gradual de la Constitución, con fecha tope en septiembre, así como la realización de elecciones anticipadas antes de fin de año.

Yanukóvich cumplió el primer paso, y la tropa extremista aprovechó para ocupar por la fuerza el Parlamento, la sede del Ejecutivo y la Administración Presidencial.

Después, en una cámara legislativa observada con la mira de los fusiles, los opositores restablecieron la Constitución impuesta en 2004 durante la revolución naranja, destituyeron al mandatario elegido sin cumplir lo establecido en la Ley Básica y designaron a Turchínov.

Igualmente, fue impuesto un gobierno «de vencedores» y se inició la persecución y la represión contra los enemigos políticos.

La euforia ultranacionalista llevó al Parlamento controlado por los extremistas a vetar la ley de 2010 que autorizaba utilizar el ruso como segunda lengua oficial en las regiones con más de un 10 por ciento de población ruso-parlante.

En respuesta, las autoridades de la república autónoma de Crimea con población mayoritariamente de origen ruso convocaron para el 16 de marzo un referéndum sobre la permanecencia de la península en el seno de Ucrania o su adhesión a la Federación de Rusia.

Durante una votación llevada a cabo en el Consejo Supremo (Parlamento) de Crimea realizada recientemente, los 78 diputados presentes expresaron por unanimidad su respaldo a la unión con Rusia.

T/Prensa Latina
Etiquetas