En Francia|Denuncian precaria situación social y sanitaria de gitanos

Perseguidos y estigmatizados, los grupos de gitanos residentes en Francia viven en una situación sanitaria, social y laboral muy precaria, señaló este martes el sociólogo Laurent Maucchielli.

En su blog alojado en la página digital del diario Le Monde, Maucchielli se refirió a un estudio del Observatorio Regional de la Salud de Ile-de-France sobre la situación de esta comunidad en la zona, que incluye a París y los departamentos aledaños.

Según el Observatorio, unos cinco mil roms, como se les denomina aquí, viven en el área, la mitad de ellos en unos 50 campamentos ubicados en el departamento de Seine-Saint-Denis, con elevados índices de pobreza.

Estos terrenos suelen carecer de condiciones mínimas de salubridad, como agua potable, drenajes, letrinas y energía eléctrica, por lo que son muy comunes las enfermedades infecciosas y crónicas.

“Las patologías encontradas entre los gitanos son las mismas frecuentemente halladas en comunidades sometidas a graves condiciones de exclusión”, añade el voluminoso documento.

El estudio está centrado sobre todo en los gitanos originarios de Bulgaria y Rumanía, dos países miembros de la Unión Europea, quienes tienen en teoría pleno derecho para transitar y residir en cualquier lugar del bloque.

Sin embargo, varias naciones, entre ellas Francia, han impuesto salvaguardas y aplican restricciones contra su estadía y su acceso a fuentes de trabajo obligándolos, de hecho, a practicar la mendicidad o aún la delincuencia, precisa el texto.

Para contratar a un gitano en cualquiera de los 150 oficios autorizados para su ejercicio, el empleador debe pagar un impuesto equivalente casi a un salario mínimo, lo cual lo desestimula a darle trabajo, revela la investigación.

A pesar de las dificultades para conseguir empleo, algunas autoridades los vinculan con el aumento de los índices de delincuencia en la región, lo cual ha sido el pretexto para desmantelar sus viviendas y deportar a miles de sus habitantes.

El tema irrumpió en la campaña electoral cuando miembros de la gubernamental Unión por un Movimiento Popular criticaron al candidato socialista, François Hollande, por reclamar la creación de condiciones de realojamiento antes de cerrar un campamento.

Fuente/Prensa Latina
Etiquetas