Inicio » Economía

Se ubican cerca de los US$ 31 mil millones

Reservas internacionales de Venezuela escalan a su nivel más alto en el 2011

9 junio 2011

Los recursos en divisas cayeron a su nivel más bajo en la última década el 13 de marzo de 2003, (13 mil millones), luego del Sabotaje y Paro petrolero perpetrado por la derecha venezolana en el 2002

Las reservas internacionales de Venezuela ascendieron a 30 mil 811 millones de dólares,  punto más alto del actual año, según reporta un informe del Banco Central de Venezuela (BCV) en cifras provisionales al cierre de este miércoles 8 de junio.

De ese total, US$30.808 millones están depositados en el BCV y US$3 millones en el Fondo de Estabilización Macroeconómica (FEM), mecanismo creado para contrarrestar riesgos mayores en la economía.

En 2010, las reservas internacionales de Venezuela cerraron en US$30.332 millones. Durante el 2011 el punto más bajo se registró el 18 de abril de 2001 cundo la cifra total se ubicaba en 25 mil 714 millones de dolares.

El gobierno venezolano estima que el nivel óptimo de reservas es de US$30.000 millones, por lo que ha realizado traspasos a fondos especiales cuando superaron esa suma.

Los niveles más bajos en la última década se registraron el 13 de marzo de 2003, cuando las reservas cayeron 13 mil millones, luego del Sabotaje y Paro petrolero perpetrado por la derecha venezolana en el 2002.

CONOZCA MÁS SOBRE LAS RESERVAS INTERNACIONALES

Las reservas internacionales son los recursos financieros en divisas con los cuales cuenta un país para garantizar los pagos de los bienes que importa y el servicio de la deuda, así como para estabilizar la moneda.

Las reservas internacionales de Venezuela que administra el BCV provienen fundamentalmente de las exportaciones petroleras que realiza PDVSA. Cuando PDVSA comercializa petróleo recibe divisas, las cuales vende al BCV a cambio de bolívares. Luego, PDVSA paga sus impuestos, regalías y utilidades y traspasa esos bolívares al Gobierno Nacional. De esta forma es que el BCV crea los bolívares que circulan en la economía y cuyo respaldo son las reservas internacionales.

Para el buen funcionamiento de la economía, el BCV maneja las reservas internacionales de Venezuela, atendiendo a tres criterios:

Seguridad: activos de calidad.

Liquidez: activos que se puedan negociar fácilmente.

Rentabilidad: activos que provean un rendimiento adecuado.

Una sólida posición en reservas internacionales fortalece la capacidad de pagos externos y disminuye el riesgo soberano.

Texto/Roy Salas
Foto/Archivo