Este sábado|Evo Morales propone aumento de 23 por ciento al salario mínimo en Bolivia

El presidente Evo Morales propuso este sábado elevar el salario mínimo en Bolivia hasta mil bolivianos, lo que representa un 23 por ciento más al actual y equivale a unos 145 dólares.

El mandatario tomó la determinación tras sostener un diálogo con la dirigencia de la Central Obrera en instalaciones de la Vicepresidencia del Estado Plurinacional.

Entre los puntos analizados están el tema productivo, derogación del Código Bánzer decretado durante gobiernos neoliberales, incorporación de trabajadores municipales a la Ley General del Trabajo y el aumento salarial.

Igualmente fue motivo de debate el conflicto en el sector de la Salud a causa de la disposición gubernamental que estableció la jornada de ocho horas en los hospitales para mejorar la atención al pueblo.

El dignatario explicó en conferencia de prensa transmitida por la televisión que si en 2005 la inversión pública en el país andino era de solo 600 millones de dólares, para 2012 ese gasto alcanza la cifra de más de cinco mil millones de dólares, lo cual muestra la reactivación del aparato productivo de la nación.

En cuanto a la eliminación del denominado Código Bánzer que criminalizó la lucha de los sindicatos en el período neoliberal, el cual es uno de los pedidos de la dirigencia obrera, Morales señaló que no hay ningún problema en derogarlo.

Para el efecto, anunció que se debe realizar un estudio jurídico entre el gobierno y los sindicatos para redactar una norma que acabe con la penalización de la lucha sindical.

Morales indicó que para evitar un déficit fiscal del Tesoro General de la ,como ocurrió el año pasado, se ofreció un ocho por ciento de incremento salarial a los sectores Salud y Educación, y un monto por encima de la tasa de inflación (6,9 por ciento en 2011) para que no exista pérdida del valor adquisitivo del salario.

«No hay capacidad de incrementar más allá del ocho por ciento, tal vez hubiera querido que sea un poco más, pero hubo problemas que no permitieron aumentar más», precisó el presidente boliviano en su intervención.

El jefe del Estado Plurinacional afirmó que se mantiene el Decreto Supremo 1126 que establece la jornada laboral de ocho horas para el sector de la Salud, pero anunció la suspensión del reglamento de esa norma para dar paso a un trabajo de reordenamiento.

Sobre la incorporación de los trabajadores municipales a la Ley General del Trabajo, el presidente Morales señaló que se debe conformar un equipo legal para trabajar en ese tema.

Fuente/Prensa Latina
Foto/Archivo