El poemario se presentó este domingo en la Librería Lugar Común|Miguel Génova lleva poesía en Encuentros con el silencio

El ingeniero Miguel Génova (1947), que por años se ha valido de los instrumentos científicos, de los métodos, sostiene que el arte, la poesía, es otra forma de conocimiento. Publicar su primer poemario, significó para el autor cerrar una etapa que cultivó desde siempre, pero que no se atrevía a sacar a la luz. Hace unos años tomó la decisión y es ahora que entrega sus saberes en Encuentros con el silencio, con el sello de Fundavag ediciones, que presentó ayer en la Librería Lugar Común, en Altamira.

Esta primer poemario, contó el escritor, fue un viaje interior de conocimiento, porque la poesía obliga a la autora o al autor a conocerse a sí mismo y conocer lo que sucede alrededor.

Encuentros con el silencio “es un poemario poco usual. En su escritura, recorrida por una intensa emocionalidad sentimental, amalgamada por la tarea de los sentidos, una voz dialoga permanentemente con el propio poeta, con el lector y los personajes y hechos de los poemas”, refiere el texto de la contraportada.

OTROS TERRITORIOS

Brindarle a otros sus pensamientos poéticos, las ideas que tenía en su interior, han llevado a Génova a un nuevo compromiso, el de explorar más en su interior, hacia otros territorios “difíciles, duros, a veces dolorosos”.

“Estoy retomando cosas que habría pensado en otras oportunidades, para tratar de expresarlos en la poesía”, admitió.

Génova se interesa ahora por lo hermoso de la matemática, “un área de placer estético”, porque al igual que la poesía, esta logra expresar algo complejo de una manera sencilla.

“Estoy estudiando esas cosas que había leído, que había pensado de la relación de la matemática con la poesía, con la física, para tratar de expresarlo del lenguaje poético, con profundidad”, manifestó.

Los grandes científicos del siglo XX -continuó el profesor- fueron personajes que tuvieron una relación muy estrecha con el arte y con la filosofía: “He tenido trabajos importantes como ingeniero, como gerente y siempre le he dicho a la gente con la que trabajo, que cuando uno se involucra en el arte, tiene unos niveles de competencia mucho más grandes que quienes no lo hacen”.

Génova cree que el arte, “tiene una metodología más abierta para comprender la realidad” y “siempre se adelanta a la ciencia y a la técnica”, que van paso a paso, según la metodología.

“Estos son algunos de los temas que seguramente van a aparecer en esta disquisición que estoy haciendo entre poesía, matemática y física. Seguro. Será una parte” del próximo poemario, afirmó Génova, que espera editar la obra en un par de años.

Miguel Génova es ingeniero y magíster en Planificación en desarrollo de la Universidad Central de Venezuela (UCV). Es docente de la UCV, el IESA y el Cendes. Ha publicado libros sobre Ingeniería de Sistemas con la Universidad Nacional Abierta. Encuentros con el silencio es su primer texto poético.

ESPERAR*

La esperanza

nos coloca siempre a la defensiva

con las manos en los bolsillos

aguardando lo desconocido.

La incertidumbre

con un beso

se siente más leve

Ahora llamas

y no vienes

*Encuentros con el silencio, Miguel Génova

T/ Várvara Rangel Hill
rangel-v@correodelorinoco.gob.ve
F/ María Isabel Batista
Caracas