Inicio » Avances, Multipolaridad

Francia

Lucha contra el terrorismo y desempleo en agenda de Hollande en 2016

3 enero 2016

Durante su tradicional mensaje al pueblo con motivo del fin de año, el presidente François Hollande, subrayó que la amenaza terrorista sigue en su nivel más alto

El enfrentamiento al terrorismo y la lucha contra el desempleo, persistentemente elevado, centrarán la agenda del gobierno francés en 2016.

Durante su tradicional mensaje al pueblo con motivo del fin de año, el presidente François Hollande, subrayó que la amenaza terrorista sigue en su nivel más alto.

Hay que ir a la raíz del mal en Siria e Iraq. Por eso incrementamos los bombardeos contra el autodenominado Estado Islámico, expresó.

Acabamos de vivir un año terrible, apuntó Hollande al referirse a hechos como los atentados contra el semanario satírico Charlie Hebdo en enero pasado y a los ataques en serie de noviembre que denominó actos de guerras, los cuales ocasionaron 130 muertos y más de 350 heridos en París.

El mandatario mencionó algunas de las medidas en marcha tras los ataques del 13 de noviembre, entre ellas el estado de emergencia y la propuesta de reformar la constitución con el alegado objetivo de hacerla más efectiva en el apartado judicial y en el enfrentamiento al extremismo.

Los extremistas buscan dividirnos. En 2016 combatiremos intensamente contra el terrorismo y todo lo que fractura nuestra sociedad, enfatizó.

Con relación al apartado laboral, Hollande dijo que su prioridad es la lucha contra el desempleo, al apuntar que existe un estado de emergencia económica y social.

Anunció una formación para 500 mil demandantes de empleo suplementarios y remarcó que se introducirán nuevas ayudas destinadas a la contratación en las pequeñas y medianas empresas, las cuales serán lanzadas a principios de 2016.

También anunció un programa de grandes trabajos con el fin de impulsar el crecimiento verde.

Para el Ejecutivo, el panorama es complejo sobre todo por persistentes problemas domésticos como el elevado desempleo, en torno al 10 por ciento, y el escaso crecimiento económico.

Analistas coinciden en que algunos de los principales desafíos del gobierno corresponden al área económica, concretamente al apartado laboral y al del crecimiento, aún insuficiente para lograr una recuperación sostenida del empleo.

El mandatario condicionó su candidatura a las presidenciales de 2017 al tema laboral, ya que reiteró que sólo se presentará si se registra una baja creíble de la desocupación, una de sus promesas de campaña electoral de 2012.

Fuente/PL