Inicio » Avances, Nacionales, Comunicación y Cultura

Medios alternativos tienen que ganar espacios ante medios

Aznárez: El periodismo alternativo es pieza fundamental en la resistencia

29 febrero 2016 | Haga un comentario

“Hoy más que nunca es hora de entrelazar experiencias y prepararnos para dar batallas. Es fundamental para dar la batalla asumir que no es tiempo de defensiva, sino tiempo de contra ofensiva”, dijo el comunicador

Carlos Aznárez es uno de los promotores de la vanguardista del periodismo de contrainformación y ha dedicado la mayor parte de su vida a contrarrestar las agresiones de factores de la derecha imperial y de sus corporaciones de la comunicación contra los pueblos del mundo, especialmente a los latinoamericanos.

En su reciente visita a Venezuela, el argentino participó en el Encuentro Continental de Comunicación organizado por la Articulación Continental de Movimientos Sociales hacia el ALBA en Caracas.

-¿El periodismo alternativo es un arma efectiva para derrotar la maquinaria mediática capitalista?

-El periodismo es pieza fundamental en la resistencia. Nos quejamos diciendo que las distintas experiencias de lucha no tienen visibilización porque los medios privados se encargan de ocultar nuestras luchas y generar un clima de que no se puede. En este contexto, los comunicadores alternativos tenemos la obligación de suplir la falta de recursos, apoyos institucionales, con el suficiente ardor y pasión que tiene que tener un periodista popular. Antes los inconvenientes hay que tratar de generar de un hecho importante una irradiación masiva. De esa manera en estos años hemos visto muchísimo como el periodismo es un arma efectiva contra el imperialismo.

-¿Se puede considerar a los medios públicos como alternativos?

-Telesur funciona como medio alternativo al plantear otro discurso distinto al que te impone el sistema. Si Telesur no hubiera estado en Honduras, muy pocos nos hubiéramos enterado de las barbaridades que se cometieron cuando el golpe de Estado contra Zelaya. Si no hubiese estado junto a periodistas colombianos, jugándose la vida cuando al ataque al campamento guerrillero de Raúl Reyes, el mundo no se hubiera podido enterar de lo ocurrió allí. Tenemos que lograr que el periodismo alternativo ocupe el lugar que no nos quitan los medios hegemónicos. Para ello no debemos tener miedo en la batalla así muchas veces nos cueste la vida de compañeros porque nuestra forma de militancia es esa. Yo hago del periodismo una forma de militancia y en ese sentido debemos alejarnos de la prebendas de las instituciones de la coptación. Porque te ofrezcan más recursos vas a cambiar tu discurso. Nuestro compromiso siempre tiene que ser con los de abajo.

-¿El periodismo militante puede ser objetivo?

-Somos objetivos pero parciales con los que se la juegan por construir experiencia de poder popular y con quienes hacen la revolución cultural, porque si el imperialismo nos ha minado en algo es en nuestra cultura. Hay gente que resiste desde el plano cultural y nosotros los periodistas militantes tenemos que sumarnos a ellos.

-¿En Venezuela el periodismo alternativo es tomado en cuenta como política de Estado?

-Venezuela es un caso excepcional ya que no todos los gobiernos progresistas se encargaron de impulsar o atender al periodismo alternativo, incluso muchos de ellos le pusieron trabas como le ponía la derecha. En ese sentido, Venezuela tuvo la suerte de tener a un comandante comunicador como Chávez, porque si hay alguien que podía jactarse de ser un periodista excepcional era Hugo Chávez. Sin duda el periodista es un personaje que comunica y Chávez estaba al pie del suelo y del cañón todo el tiempo planteando lo que el pueblo necesitaba saber. Visibilizó la idea que era necesario fortalecer a los medios alternativos. Yo creo que el golpe del 2003 fue fundamental para darse cuenta el papel que los medios comunitarios habían jugado. Yo creo que hay que seguir apuntalando los medios alternativos. A veces tenemos oportunidad de tener apoyo institucional sin corrompernos. Sin creer que es para toda la vida y sin convertirnos en aplaudidores de quienes nos dan los recursos para crecer como periodismo alternativo. En los procesos revolucionarios hay dificultades y errores. Hemos superado dictaduras y democracias rigurosamente vigiladas. No porque llegó la democracia hemos cambiado mucho el perfil de lo hacíamos y, sin embargo, estamos de pie.

-¿Periodismo alternativo y tecnología?

-Hay que usar las posibilidades que se tengan. Las redes sociales facilitan pero tienen el peligro que nos petrifiquemos en la computadora hay que ganar la calle. Existe una generación de periodistas que no se mueven de la silla y todo lo resuelven con un “tic ttic tic”, con un “gugleando”. Sal a la calle y entérate de lo que dice la gente. La gente cree que poner “me gusta” es un gran aporte a una causa. El “me gusta” hay que hacerlo también en la calle. Poner el cuerpo y usar las redes sociales para lo positivo, para una convocatoria rápida o denuncias pero no creer que es la única manera.

T/Luis Angel Yáñez
F/Joel Aranguren

Haga un comentario.

Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten.
El Correo del Orinoco no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicar aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. No se permitirá la inclusión de números telefónicos, los mismos serán eliminados por su propia seguridad. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos.

Caracteres restantes: 1000