Inicio » Avances, Nacionales, Ciencia y Tecnología

El codirector del documental Planeta Océano llama a hacer también un esfuerzo individual

Para salvar el planeta es necesario que las personas “vivan de forma distinta”

18 mayo 2015 | Haga un comentario

Aun cuando lamentó que en las cumbres ambientales se avance tan poco, Michael Pitiot -de visita en Caracas- señaló que, en menos de 30 años, “ha habido una toma de conciencia muy grande en el público”

Ante las constantes agresiones a la naturaleza y al ambiente, el codirector del documental Planeta Océano, Michael Pitiot estima que además de las políticas que puedan implementar los Gobiernos del mundo, “el mayor poder del individuo, de las personas es informarse para tener su propia opinión. El público en general debe tomar conciencia de que el mundo está cambiando”.

Por esa razón, resaltó que el objetivo fundamental de la película “es despertar las consciencias”. Durante muchos años, añadió, las autoridades “nos hicieron creer que la industria nuclear no era peligrosa. Eso es falso, hoy en día se sabe, cada uno tuvo que tomar conciencia de esa realidad”.

Actualmente, para enfrentar la problemática del cambio climático, Pitiot sostuvo que es necesario que las personas se organicen y “vivan de forma distinta, hay que empezar a vivir de otra manera”; esto no lo va a imponer “una ley”, sino que cada persona en lo individual debe tomar “una decisión, es crucial la toma de conciencia”.

El planteamiento lo hizo Pitiot en la Sala Cinemateca Nacional de la Fundación Centro de Estudios Latinoamericanos Rómulo Gallegos (Celarg), el pasado martes, al culminar la proyección del documental Planeta Océano, en cuya dirección también participó el director y ecologista Yann Arthus-Bertrand.

A la actividad, organizada por la Embajada de Francia en Venezuela como parte de las actividades de la semana de Francia, asistió el Correo del Orinoco. El objetivo central del documental es sensibilizar a las personas en cuanto al daño ambiental.

La producción muestra, en 90 minutos, unas extraordinarias tomas aéreas y submarinas de la belleza de los océanos; expone las problemáticas que los amenaza y las posibles medidas que los gobiernos del mundo pueden implementar para solucionar esos problemas. Por ejemplo, la pesca de arrastre, por mencionar uno.

CUMBRES SIN RESULTADOS

El documental, comentó Pitiot, se proyectó en la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Desarrollo Sostenible (Río+20), efectuada en junio del año 2012: “Desde esa fecha, esta película se ha proyectado en todo el mundo más 3.800 ocasiones”.

Sin embargo, destacó que las cumbres sobre temas ambientales, como la de Río o la de Copenhague, y muchas otras, “lamentablemente no producen los resultados buscados, porque los procesos de decisiones políticas, el poder de los lobbys y los grupos de presión hacen que los procesos de decisiones reales a través de estas cumbres, sean muy lentos”.

A pesar de estos resultados, el realizador francés enfatizó que “sorprende” observar que, en menos de 30 años, “ha habido una toma de conciencia muy grande en el público”. Como ejemplo, comentó que hace 30 años en Francia se realizaban carreras de carros en las autopistas, porque a las personas les parecía divertido, y eso “hoy día está totalmente pasado de moda”.

Ante esos cambios observados, Pitiot reiteró que en el tema ambiental, más que contar con organizaciones políticas, “se trata de contar consigo mismo”, porque a largo plazo es lo que realmente permite “tener un impacto”

LA EDUCACIÓN DIRIGIDA A LOS ADULTOS

En esa dirección, señaló que es sumamente importante la educación e informar a las personas; por eso se decidió que la proyección del documental Planeta Océano, se pueda realizar de manera gratuita en todas las escuelas y las universidades, porque “por esta película no hay derechos de autor”.

Para tener acceso a esta película, explicó, las personas interesadas pueden contactar a la Embajada de Francia en Venezuela o directamente a la Fundación GoodPlanet.

En este tema de la educación, contó que en una oportunidad unos periodistas, “nos dijeron que teníamos que mostrar esta película a todos los niños”, aunque “nosotros pensábamos que teníamos que mostrarla a todos los adultos”.

“Nos pasamos el tiempo dándoles a los niños todo lo que nosotros no hemos resuelto. Además, pidiéndoles a ellos que solucionen algo que nosotros no sabemos solucionar”, estimó.

Por lo tanto, consideró que, en todo lo relativo a la educación y al despertar de las consciencias, “el mayor trabajo creo que se debe realizar más bien con los adultos”.

T/ Leida Medina
F/ José Luis Díaz

Haga un comentario.

Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten.
El Correo del Orinoco no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicar aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. No se permitirá la inclusión de números telefónicos, los mismos serán eliminados por su propia seguridad. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos.

Caracteres restantes: 1000