Inicio » Tema del Día, Nacionales, Política, Poder Popular

Rodrigo Cabezas aseguró que la insurgencia fue una respuesta del pueblo a la entrega del país

Gobierno de CAP II firmó con el FMI el paquetazo neoliberal un día después del 27 de Febrero

28 febrero 2012

A pesar de la revuelta popular, el mandato adeco no dio marcha atrás, según se evidencia en una copia de la carta de intención presentada por el presidente del Parlatino. “Fue un acto de entrega de soberanía”, aseguró

El parlamentario mostró el memorando de entendimiento tal cual se acordó con el multilateral

La carta de intención con el Fondo Monetario Internacional (FMI) que aceptó el gobierno de Carlos Andrés Pérez en su segundo mandato (1989-1993) fue un acto de entrega de la soberanía nacional, con la complicidad de la burguesía nacional y la clase política liderada por AD y Copei, manifestó el presidente del Parlamento Latinoamericano (Parlatino), Rodrigo Cabezas.

Cabeza divulgó ayer el documento para que las venezolanas y los venezolanos no olviden ese nefasto acuerdo que llevó al país a una revuelta popular llamada El Caracazo en contra de las medidas el 27 y 28 de febrero de 1989, a la que el recién instalado gobierno de Carlos Andrés Pérez (CAP II) hizo caso omiso y no dio marcha atrás en su empeño de imponer las políticas neoliberales, que una década después llevó el país a una tasa de pobreza de 57%, precisamente cuando Hugo Chávez gana las elecciones presidenciales.

La carta en poder de Cabezas está fechada precisamente el 28 de febrero de 1989, el segundo día de la revuelta popular, y está dirigida al entonces director-gerente del FMI, Michael Camdessus, y la refrendan los ministros de Planificación, Miguel Rodríguez, y de Hacienda, Eglé Iturbe, y el presidente del Banco Central de Venezuela (BCV), Pedro Tinoco.

El original fue firmado por esos tres funcionarios en Washington y no deja duda de las intenciones del gobierno de CAP II de aplicar un programa de Ajuste Macroeconómico y de Cambio Estructural, como se le denominó al paquete impuesto por el FMI.

Anexa a la misiva estaba el memorando de entendimiento que estipulaba las políticas que se debían cumplir al pie de la letra para recibir el apoyo financiero del ente multilateral, tanto de corto como de mediano plazo, y que ascendía a 3 mil millones de dólares, que la nación nunca obtuvo por completo.

“Aunque el gobierno aplicó al pie de la letra esas recetas, la revuelta popular y la inestabilidad política que devino después de ese histórico acontecimiento, el FMI consideró país de alto riesgo y se abstuvo de desembolsar la mayoría del préstamo bajo la modalidad de facilidad ampliada que firmó con bombos y platillos en junio de 1989. Después de firmar a espaldas del país a principios de febrero de 1989 un acuerdo stand-by para acceder a recursos de corto plazo por cerca de 360 millones de dólares”, relató el también economista y profesor de la Universidad del Zulia (LUZ).

Fue un acuerdo leonino que tenía precedentes en el país, reveló Cabezas al sorprenderse todavía de algunas de las políticas contenidas en el memorando de entendimiento con el FMI. “Se acordó un incremento del precio de la gasolina de 300%. En el primer año 100% y el resto, en los dos años sucesivos. El transporte se incrementó en 30% de un solo trancazo y después de tres meses se iba elevar progresivamente hasta alcanzar cerca de 100%”, detalló.

La larga lista de ajustes no se quedaban ahí, el tipo de cambio pasó de 14,5 bolívares por dólar a 34,7 bolívares por dólar, un incremento de 140%. Se liberaron los precios de los productos regulados y las tarifas de los servicios públicos. Todos estos factores generaron una inflación en 1989 de 84%. “Fue un tiempo oprobioso. Este episodio debería estudiarse en las escuelas de Economía”, comentó Cabezas.

El fondo del programa de ajustes del multilateral buscaba resguardar la capacidad de pago de Venezuela para cumplir con la amortización del pago de deuda. “Las políticas fondomonetaristas bajaron las importaciones de 12.080 millones de dólares en 1988 a 7.030 millones de dólares. Cumplieron la meta de varios años en un año y evitaron una situación de impago de deuda”.

Las políticas del FMI tienen un alto impacto recesivo en la economía, como lo evidencian las que está aplicando en Grecia. “Eso no ha cambiado, es una constante en el recetario fondomonetarista que busca lograr los equilibrios macroeconómicos, sin importarle el costo social”, expresó.

Cabezas contó una anécdota cuando era ministro de Finanzas en 2007. Ese año recibió una comunicación del FMI en la que solicitaban una audiencia porque venían a revisar las cuentas y a reunirse con el BCV, la Asamblea Nacional y la Asociación Bancaria de Venezuela.

“Esa fue una solicitud absolutamente inadmisible. El presidente Chávez rechazó esa petición, porque éramos un país soberano y, además, no teníamos ningún préstamo ni acuerdo con el multilateral. En la carta expresan su preocupación por el tamaño del gasto presupuestario y el comportamiento de la tasas de interés. Sugerían reducir el gasto en 20% e incrementar las tasas de interés”, recordó.

El exministro de Finanzas trajo a colación ese episodio para recalcar que las políticas del FMI buscan reducir gastos a costa de lo que sea. “En el paquetazo de CAP II redujeron los subsidios de la agricultura, los subsidios a los alimentos. Al igual que los gastos de mantenimiento a las escuelas y hospitales que provocaron un deterioro de su infraestructura física sin precedentes en el país y que nosotros tuvimos que levantar a lo largo de estos años”.

En la misiva del FMI del año 2007, Cabezas dijo que al multilateral no le preocupaba la calidad del gasto, como se le respondió en esa oportunidad al organismo. “Estábamos en ese momento apalancando programas sociales muy importantes, para cubrir la inmensa deuda social acumulada, precisamente, por sus políticas. Las recetas neoliberales fueron un desastre”.

En los años 80 y 90 la ortodoxia neoliberal se hizo hegemónica. “La mayoría de los gobiernos entraron en ese carril y llevó al colapso económico a muchos países. En Venezuela devino en un golpe de Estado en 1992. Lo económico fue determinante para el desencadenamiento de los hechos políticos”, sostuvo el presidente del Parlatino.

Cabezas, quien dictó una conferencia en el BCV sobre el tema, dijo que es fundamental revisar los programas de ajuste del FMI y compararlos con el plan de gobierno del oposicionismo. “No tengo ninguna duda de que los economistas que están asesorando al candidato Henrique Capriles Randonski forman parte de la receta del multilateral. Ocultan las verdaderas intenciones”, concluyó.

MINISTRO NAVARRO: HABLAR DE EL CARACAZO ES RECORDAR LOS CRÍMENES CONTRA EL PUEBLO

Ministro Hector Navarro

Las revolucionarias y revolucionarios no pueden permitir que se olvide la historia, porque un porcentaje importante de la población joven, cerca de 40% de los habitantes del país, no había nacido hace 23 años, cuando sucedió El Caracazo, “por eso es necesario recordar esos crímenes contra el pueblo venezolano”, destacó Héctor Navarro, ministro del Poder Popular para Energía Eléctrica.

“Es una labor pedagógica, pero también es una manera de rendir homenaje a la gente que marcó un hito en la historia de Venezuela y de la humanidad, porque fue el primer pueblo que se alzó contra las políticas del Fondo Monetario Internacional y del Banco Mundial que buscaban imponer el modelo neoliberal”, agregó Navarro en la conferencia en ocasión de los 23 años de El Caracazo, denominada Rebelión popular, realizada en el auditorio de la sede del ministerio.

“Este acto rememora lo que fue la gesta del llamado Caracazo. Esta es una de las tareas. Tenemos que divulgar estos hechos, que la gente los conozca para que no se olviden”, insistió el ministro.

Así como había una fragmentación en los poderes, el Estado venía cediendo competencias ante la iniciativa privada. “Estaba el tema de la electricidad, las comunicaciones y la apertura petrolera. Ahora estamos rescatando todas esas empresas, con políticas dirigidas a los sectores populares. La desinversión en el sector eléctrico fue notorio en la década de los 90. Ese proceso lo estamos pagando hoy”, expresó Navarro.

El Gobierno Bolivariano está realizando grandes inversiones para resarcir el deterioro en el sector eléctrico. Este año entre una nueva generación y recuperación de sistemas se estará reincorporando cerca de 4 mil megavatios que no estaban disponibles el año pasado.

“Igual en transmisión y distribución. Igual pueda mencionar el incremento en la recaudación por facturación eléctrica. En enero se logró recaudar una cifra superior a la registrada el mismo mes del año pasado”, adelantó el ministro aunque no reveló cifras porque se está en la consolidación de los datos.

HÉCTOR CONSTANT: FUE UN HITO HISTÓRICO

Nestor Constant

El Caracazo fue un hito en la historia de Venezuela porque representó un quiebre del sistema clientelar, marcado por un profundo desapego de los más necesitados, y el comienzo de un proceso que tuvo como desenlace el triunfo de Hugo Chávez en las elecciones presidenciales de 1998, expresó Héctor Constant, profesor de la Escuela de Estudios Internacionales de la UCV.

“El triunfo de la Revolución Bolivariana tuvo una influencia marcada en América Latina y el mundo. Se ha producido un viraje que pasa por la reivindicación del Poder Popular, de la ciudadana y ciudadano de a pie, que conculcados sus derechos logra recuperarlos en este siglo”, agregó el catedrático.

A 23 años de la rebelión popular, le corresponde a ese pueblo defender sus avances, tanto sociales como económicos. América Latina ha recuperando la senda de la gesta emancipadora y ha “logrado hacer frente a los embates del capitalismo mundial”.

La expresión visible de estos avances son los gobiernos de izquierda que dirigen los destinos de varios países de la región. Consecuencia del desenlace de El Caracazo, en el caso de Venezuela, y de las protestas en otros países, concluyó Constant.

T/ Manuel López
F/ María Isabel Batista
5 Comentarios
Antonio Mercado dijo:

El mencionado paquetazo se describe como un acto de entrega de soberania, el monto del credito que aqui dicen, esra 3 mil millones de dolares, una menudencia si se compara con los creditos chinos de hoy en dia, no obstante estar ingresando al pais recibiendo mucho mas dolares, debido a los altos precios del petroleo. Que poca verguenza tiene este gobierno, mejor no digan nada, cualquier comparación que se haga, los deja muy mal parados. Y ademas el fulano paquete, no se aplico. Que tal si se hubiera aplicado y los resultados fueran distintos a lo que sucedio. Lo mas seguro es que no hubieramos llegado a este gobierno chimbo y estuvieramos como Chile, Brasil, etc.

Antonio Mercado dijo:

El mencionado paquetazo se describe como un acto de entrega de soberanía, el monto del crédito que aquí dicen, era 3 mil millones de dólares, una menudencia si se compara con los créditos chinos de hoy en día, no obstante estar ingresando al país recibiendo mucho mas dólares, debido a los altos precios del petróleo. Que poca vergüenza tiene este gobierno, mejor no digan nada, cualquier comparación que se haga, los deja muy mal parados. Y además el fulano paquete, no se aplico. Que tal si se hubiera aplicado y los resultados fueran distintos a lo que sucedió. Lo mas seguro es que no hubiéramos llegado a este gobierno chimbo y estuviéramos como Chile, Brasil, etc.

jesus landaeta dijo:

definitivamente es dificil creer que existan personas tan pobres de mente como esta bestia, seguro que en la cuarta tenia su guiso. bichoooooooooooooooooo

cesar Arzolay dijo:

para que se den cuenta de lo que son capas de hacer los que quieren votar por “capri” son los mismos osea otro muciu pero con el mismo cachimbo, el jefecito de campaña de capri en una entrevista a un periodista de la television colombiana le respondio antes una pregunta sobre la confianza que deben dar a los organismos internacionales y a las trasnacionales: respondio que no tendrian problema en acojerce a los acuerdos con el fmi…… para que vean

Carlos dijo:

Que falta de lógica en aquel tiempo 3000$ no tiene el mismo valor de ahora, y como dice el bicho ese arriba si no hubiera llegado este gobierno seguro ni existiera esta patria libre y democrática soberana, seguro Venezuela fuera una marioneta de cualquier imperio, para generalizar..