Victor Wembanyanama casi cumple el sueño del cuádruple-doble en la NBA

Dominio. Esa es la palabra que define a Victor Wembanyanama. La superioridad que demuestra el francés en cada acción que realiza sobre la cancha está al alcance de muy pocos en la historia. Con menos de 30 partidos en su haber, el jugador de los San Antonio Spurs está consiguiendo dejar números, actuaciones y detalles que no hacen sino dejar correr la imaginación a la velocidad del rayo. Y ante Scoot Henderson Wemby registró un partido para el recuerdo, rozando el cuádruple-doble.

Con 30 puntos, 6 rebotes, 6 asistencias y 7 tapones Wembanyanama se convirtió en el primer rookie desde, curiosamente, David Robinson en 1990 en lograr semejantes números.

Una cima que el francés ha conseguido en su 27º partido de carrera, evidenciando un control y una autoridad que le colocan como un jugador único en su especie. El cuádruple-doble se quedó muy cerca para Wemby como ya le ocurrió a Bill Walton en 1975 y Mark Eaton en 1983 cuando todavía eran unos novatos.

La actuación del jugador de los Spurs no es baladí, no al menos por el contexto, ya que hacerlo ante el #2 del último Draft le da un empaque mayor.

Wembanyama pasó por encima de un más que correcto Scoot Henderson, el cual registró su máximo de carrera en anotación para terminar con 25 puntos, 3 rebotes y 4 asistencias, aunque con 8 de 23 de campo. Y lo de pasar por encima no es figurado, sino literal pues tres de sus siete tapones los hizo sobre el base de los Blazers:

Un despliegue total de superioridad sobre el resto de mortales en un momento complicado para él, pues apenas hace unos días sufrió una extraña lesión que hizo saltar todas las alarmas. El calendario de los Spurs jugó a su favor y no se perdió ningún partido, pero el galo está consiguiendo partidos como estos mientras lidia con diferentes problemas físicos derivados del juego.

Con estos 30 puntos de hoy sobre los Blazers Wembanyama suma ya tres actuaciones alcanzando esa cifra como mínimo. De este modo, Wemby se une a Paolo Banchero (3), Zion Williamson (3), Donovan Mitchell (3), Blake Griffin (3) y O.J Mayo (4) como los últimos en lograr algo semejante en sus 30 primeros encuentros en la NBA.

El cielo es el límite para un jugador cuya pelea con Chet Holmgren por el Rookie del año está siendo de lo más destacable en esta campaña, un duelo a ritmo de récord y que se extenderá hasta los últimos días de abril.

T/TSN